LA VOZ LIBRE

Nace el mejor amigo del iPod: el iDog

Altavoces portátiles en forma de perro

EP
2009-04-08 14:25:56

Madrid.- El éxito pasa factura. Que todo te vaya bien, ser el más popular, puede despertar las envidias de algunos. Eso es lo que le ocurre al iPod. El "niño bonito" de los reproductores mp3 se siente aislado en su trono, mientras los obsoletos discman y los móviles le dan la espalda. Por eso ha buscado un amigo fiel; y no puede haberlo más que un perro: i-Dog.

El modelo más básico de este simpático 'gadget' viene en formato 'clip' y reacciona a la música sólo con luces LED, a un precio de 19,95 euros (únicamente la cabeza, que se engancha a cualquier solapa). Se trata de un altavoz pensado para llevar encima, encanchado al cinturón, por ejemplo.

El siguiente modelo, i-Dog AMP (29,95 euros) también reacciona a la música mediante LEDs de colores y moviendo sus patas y orejas y está dotado de dos altavoces. Su mayor tamaño hace que ya no sea cómodo llevarlo encima pero sigue siendo lo suficientemente compacto como para ser fácil de transportar.

Sin embargo, el alma de la fiesta es el modelo Dance de i-Dog (49,95 euros). Este perro cibernético es el más completo y no sólo baila al ritmo de la música. También se pone de pie y mueve el pie al compás de las canciones.

La potencia de los dos altavoces del i-Dog es limitada, por lo que a cierto volumen las canciones comienzan a sonar distorsionadas. En este sentido, el cánido no puede competir con otros dispositivos de salida de audio.

Sin embargo, el i-Dog juega en otra liga. Es ese regalo perfecto, simpático y entrañable que cualquier tecnófilo recibirá con los brazos abiertos. También, claro, hará las delicias de los pequeños de la casa que empiezan a familiarizarse con el mundo de la música.

Su "cara", dotada de LEDs de colores que se mueven al son de la música, es táctil y permite la interacción. Acariciándola, el usuario sube y baja el volumen dependiendo del sentido. Además, dependiendo de qué movimientos haga en su cara, el perro hace unos u otros movimientos. Se trata de un 'gadget' muy jugueton, y si el reproductor se para, ladrará hasta que se renueve la música.

 

Comentarios

 
 
 

Economía

Javier Fernández

Javier Fernández

Periodista
Hagan sus apuestas. ¿Cuánto tardaremos en quebrar definitivamente las cuentas públicas? ¿Dos, tres, cuatro, cinco  [...]

Política

Enrique Arias Vega

Enrique Arias Vega

Periodista y economista
 En Berlín aún quedan ancianos -pocos, por fortuna- que un 13 de agosto de 1961 vieron desde la parte oriental de la ciudad  [...]

Política

Julia Navarro

Julia Navarro

Periodista y escritora
Es curiosa la casi indiferencia que ha producido el anuncio de ETA de que va a entregar las armas



La Voz Libre on Facebook