LA VOZ LIBRE

FÚTBOL-LIGA CAMPEONES

El Bayern espera coronar la mejor temporada de la última década en el Bernabeú

Efe
2010-05-16 17:05:00

Berlín.- El Bayern de Múnich ha empezado a mirar ya hacia el Santiago Bernabeú donde espera poder coronar su mejor temporada de la última década con la conquista del triple tras haberse asegurado el doblete ganando la Bundesliga y la Copa de Alemania.

El equipo ha venido creciendo a lo largo de la temporada después de superar dificultades iniciales y haber interiorizado el sistema pregonado por su entrenador holandés Louis Van Gaal.

El libreto de Van Gaal, en el que cada jugador tiene una misión precisa en el campo y dentro de un segmento determinado del mismo de donde sólo debe retirarse en situaciones extraordinarias, ha terminado por convertirse en señal de identidad del Bayern.

Los goles de Arjen Robben e Ivica Olic, que han sido los jugadores claves de la temporada, también forman parte sin duda de esa identidad, pero Van Gaal prefiere siempre subrayar la importancia del grupo, refiriéndose con ello no sólo a los titulares habituales sino a los 24 jugadores de la plantilla.

"Hemos logrado que cada jugador sienta que tiene una función en el equipo y eso no era nada fácil con 24 jugadores en la plantilla. Pero cada uno sabe que es importante y todos tienen una perspectiva", dijo Van Gaal.

La manera como celebró el lateral izquierdo Diego Contento el triunfo en la final de la Copa de Alemania -sin haber estado un sólo segundo en el campo- es un ejemplo de como cada jugador se siente perteneciente al equipo.

Contento, de 19 años, ha tenido cabida en el equipo cuando falta uno de los defensas titulares. Van Gaal lo mandó a la ducha en el partido de ida contra el Fiorentina cuando se lesionó el central Daniel Van Buyten. Holger Badstuber pasó a jugar de central y Contento ocupó la banda izquierda que ha vuelto a ocupar en varios partidos de la temporada.

Para el partido de vuelta contra el Fiorentina Contento estaba lesionado y entonces, para sustituir a un jugador de 19 años, Van Gaal optó por uno de 17, el austriaco Daniel Alaba que podrá decir que formó parte del recorrido hacia el Bernabeú.

La ida contra el Fiorentina también fue la hora de Miroslav Klose, un jugador que ha estado relegado al banquillo la mayor parte de la temporada. Klose marcó, agónicamente, el 2-1 en aquel partido despejando el camino hacia los cuartos de final que quedaría abierto definitivamente en la vuelta gracias a Arjen Robben.

Se trata de dos ejemplos -el de Klose es tal vez más significativo porque, pese a su trayectoria, ha aceptado su suplencia con un profesionalismo ejemplar- que muestra cómo toda la plantilla está integrada en el proyecto Van Gaal, que siempre pareció bendecido por el éxito.

Tras el triunfo en la Copa de Alemania, el presidente del Bayern, Uli Hoennes, fue interrogado acerca de si se hubiera imaginado a comienzos de la temporada que ahora iba a tener el doblete en sus manos y que la posibilidad del triple estaría todavía abierta.

"A comienzos de la temporada no me lo hubiera imaginado y el 1 de diciembre me lo hubiera imaginado todavía menos", respondió Hoennes aludiendo a los tropiezos del comienzo.

"Luego vino el partido de Turín y ahí fue cuando el equipo se encontró", agregó.

El "partido de Turín", contra el Juventus en la fase de grupos de la Liga de Campeones fue uno de esos partidos en los que el equipo ha estado, según una frase que ha acuñado Van Gaal, "entre la muerte y los gladiolos". Al Bayern sólo le servía la victoria para seguir vivo en la Liga de Campeones y sus partidos en Italia mostraban una estadística claramente desfavorable.

Lo que esperaban casi todos era la eliminación del Bayern y la probable dimisión de Van Gaal, que andaba además rezagado en la Bundesliga. El Bayern empezó perdiendo, pero lo que hubo al final fue una fiesta y una victoria por 4-1. El meta Hans-Jörg Butt empató lanzando un penalti y luego Olic, Mario Gómez y el ucraniano Anatoli Tymoschchuk completaron la goleada.

Ese partido marcó la trayectoria posterior del equipo. En la Bundesliga empezó una remontada que llevaría al título, en la Copa de Alemania el camino a Berlín se despejó sin problemas y en la Liga de Campeones el equipo mostró entereza al estar dos veces contra la pared, contra el Fiorentina en octavos y contra el Manchester United en cuartos, y lograr el pase a la siguiente ronda.

La vuelta contra el Manchester, tras haber ganado por 2-1 en la ida, pareció incluso destinada a la catástrofe cuando los ingleses empezaron ganando por 3-0, pero luego los inevitables Robben y Olic enderezaron la carga para lograr lo que al comienzo de ese partido parecía imposible.

En la semifinal contra el Olympique de Lyon el equipo ya era demasiado soberano como para tener excesivos problemas y era está ante la posibilidad de un título que nadie se hubiera atrevido a pronosticar ni en sus sueños más salvajes a comienzos de temporada.

Comentarios

 
 
 

Economía

Javier Fernández

Javier Fernández

Periodista
Hagan sus apuestas. ¿Cuánto tardaremos en quebrar definitivamente las cuentas públicas? ¿Dos, tres, cuatro, cinco  [...]

Política

Enrique Arias Vega

Enrique Arias Vega

Periodista y economista
 En Berlín aún quedan ancianos -pocos, por fortuna- que un 13 de agosto de 1961 vieron desde la parte oriental de la ciudad  [...]

Política

Julia Navarro

Julia Navarro

Periodista y escritora
Es curiosa la casi indiferencia que ha producido el anuncio de ETA de que va a entregar las armas



La Voz Libre on Facebook