LA VOZ LIBRE

Fidel Betancourt: el actor de Cuba que triunfa en Madrid

Se sube al escenario del Teatro Victoria con 'Cyrano de Bergerac' y 'Los Miserables'

Laura Villar
2013-01-24 19:18:44

Madrid.- Sobre el escenario, Fidel Beatancourt es 'Cristian', el hermoso pero torpe de palabra enamorado de Roxana en 'Cyrano de Bergerac'. Cuando se baja el telón, Betancourt es uno de los muchos actores que intenta vivir del teatro, algo que a diferencia también de otros muchos, está consiguiendo. Con dos obras en cartel, este cubano afincado en Madrid desde unos años, está abriéndose hueco poco a poco no solo encima de las tablas sino también en la televisión española, -donde ha aparecido en numerosas series-, y en el cine. Tras meses en escena con el clásico 'Cyrano' y con la adaptación prosaica de 'Los Miserables', Fidel Betancourt habla para La Voz Libre de sus proyectos, sus actuales personajes y sus sueños en el mundo de la interpretación.

Su cara, de hecho, sonará a muchos, pues ha pasado por 'Aída', 'La que se avecina', 'Stamos okupa2' o en 'Los Misterios de Laura'. Sin embargo, el medio en el que realmente se desenvuelve bien es el teatro. "Me siento más cómodo definitivamente en el teatro. Es lo que estudié y es lo que he profundizado más en él aunque cada medio tiene su particularidad. También me gusta mucho la televisión pero mi gran objetivo es el cine", reconoce Fidel Betancourt en una entrevista a La Voz Libre.

Sin embargo, el medio que más le gusta es también el que más está sufriendo la crisis. "Un actor como yo sobrevive, solo sobrevive", dice aunque asegura que "yo he tenido la suerte de vivir del teatro". Por eso aunque dice que su trabajo solo le da para sobrevivir, está encantado con él. "Lo hago con dignidad, lo hago con la satisfacción de vivir de mi arte, de mi profesión, que es muy ingrata y muchas personas que se acercan a ella acaban decepcionándose, acaban arrastrando eternamente la frustración de no haber conseguido nada con esto o ser un actor o actriz frustrado. Yo no, me he mantenido, y en algunos momentos sí que me he planteado tener otro tipo de trabajos que económicamente compensen más pero no me llenan. A corto plazo, puedo estar satisfecho... pero a largo plazo no. Yo hago teatro de una manera modesta pero con la satisfacción de que todos los fines de semana me subo al escenario, y me entrego, me emociono, me río y reclamo los aplausos del público", dice este entusiasta de la interpretación. 

Quizá por eso la suerte y el trabajo le sonrieron hace tres meses, los mismos que lleva subiéndose al Teatro Victoria de Madrid para encarnar a dos personajes muy diferentes. "En 'Cyrano' tengo más protagonismo. Soy Cristian, que es el chico que está en el eje del conflicto, es quien está enamorado de Roxana. El guapo, el galán, en definitiva", nos cuenta. En cambio, en 'Los Miserables' [la única versión de Víctor Hugo que se está haciendo en Madrid de manera no musical], es' Enjoldras'. "Es un personaje que entra hacia el final de la obra, -es muy difícil meter cinco tomos en hora y media-, y en la versión teatral se queda un poco pequeño, la verdad, pero está bien. Formo parte del elenco y hago varios personajes de apoyo", comenta el actor cubano.

Y es que a Fidel Betancourt le han perseguido siempre los personajes clásico a pesar de que reconoce que le gustaría más interpretar algo más vanguardista. "Yo hago clásico porque es lo que he tenido oportunidad de hacer pero me gustan los personajes más contemporáneos, de vanguardia, me encantan. De hecho, la compañía con la que trabajé en Cuba hacía textos contemporáneos, que es lo que me gusta. Lo que pasa es que aquí es más difícil y no he podido trabajar en ellos de manera continua", explica.

A pesar de eso, se siente muy cómodo en los registros clásicos porque "al final, es lo que se estudia en la carrera". De hecho, asegura que en España le cuesta muchas veces entender a los personajes contemporáneos. "Yo durante mi carrera estudié el Siglo de Oro español. Fuimos a esa fuente y estudiamos a fondo cómo era esa sociedad, cómo pensaban, cómo funcionaban… Y además es muy divertido porque todo es en verso. El verso tiene como una manera de decir que no lo hace cotidiano, son personajes líricos, muy marcados por la manera de decir y entonces da igual de donde seas. Si lo dices correctamente, cumples con él. A diferencia de si haces por ejemplo el personaje contemporáneo de un chico que vive en Madrid, que si no entiendes la sociedad, difícilmente podrás hacerlo verosímil", cuenta un Fidel Betancourt que no duda en asegurar que aunque no lo parezca, las diferencias entre España y Cuba son numerosas para los actores, algo que les complica la interpretación.

"Aunque la interpretación tiene un lenguaje común, un lenguaje de emociones, de gestos, aquí, en Cuba, en China o en cualquier otro país, las diferencias están más en la sociedad: hacia dónde va esa sociedad, sus intereses… Por ejemplo, en mi país, ha estado durante mucho tiempo politizado y sí que trabajas mucho con el costumbrismo tradicional cubano, la comedia… Aquí no. En España se va más por las tradiciones españolas, las cosas de época o lo que ve la sociedad hoy por hoy, las series juveniles. Hay una tendencia muy fuerte, se venden mucho estas series juveniles tipo ‘Física o Química’, venden mucho los conflictos adolescentes. La Guerra Civil y las cosas de época también, que son cosas que muchas veces escapan a mi interpretación porque no sé cómo son esos personajes, cómo pensaban… Son cosas que me pierden", reconoce. A pesar de eso, ha logrado hacerse hueco en algunas de las series más conocidas de la pequeña pantalla española.

De hecho, algunos de los proyectos que todavía tiene por estrenar están rodados en España. "Tengo dos tv movie pendientes de estreno para Antena 3 Films que todavía no se han emitido. ‘Maras’, sobre la banda con el mismo nombre. Y ‘Tormenta’, que la dirigió Daniel Calparsoro. Esos materiales no han visto la luz y se rodaron hace casi dos años. Estoy esperando que salgan", cuenta.

Además, Fidel Betancourt tiene otros proyectos, -además de la película 'Chamaco' que rodó en Cuba y que sigue moviéndose por festivales cinematográficos-, que le podrían llevar a la gran pantalla en su país pero de los que todavía no quiere adelantar nada. "Son el tipo de cosas que es mejor mantenerlas con discreción porque soy muy supersticioso y hasta que no salgan es mejor no decir nada", nos dice entre risas. 

Proyectos que le llevarían de nuevo a su tierra natal, de donde salió hace varios años por amor. "Me casé con una chica española y me vine aquí pero mis primeras salidas de Cuba fueron con la compañía de teatro. Y la verdad es que tenía ganas de salir y conocer. Había pasado toda la carrera estudiando las vanguardias, estudiando el mundo a través de los libros, pero yo decía ‘quiero ver, quiero estar en esos escenarios, quiero ir a Roma, a Paris a Berlín, conocer las Cibeles’… y eso no lo podía hacer por muchas razones. Pero salí de Cuba en el momento justo después con la persona que me casé y de su mano conocí el mundo", dice, encantado de tener que regresar a Cuba si finalmente logra hacerse con esos proyectos que le han propuesto.

De momento, Fidel Betancourt está centrado en 'Cyrano de Bergerac' y en 'Los Miserables', ambos en el Teatro Victoria de Madrid. Dos obras que le siguen emocionando y le hacen sentir un nuedo en el estómago cada vez que tiene que ponerse frente al público. "A estas alturas, después de tener muchas horas encima de un escenario, yo me sigo poniendo nervioso, me sigo emocionando. Es lo que tiene el teatro, es irrepetible, que ocurre hoy, en este momento, que hay un público que te va a juzgar por ese día. Me sigo emocionando al subir y también al recibir el aplauso del público. Es un instante muy impactante", dice.

Y parece que esa sensación la va a sentir para largo pues después de tres meses, ninguna de las dos obras en las que participa tiene fecha cerrada para sun final. "Mientras haya público vamos a estar ahí. 'Cyrano' lleva tres meses desde que lo estrenamos y 'Los Miserables' lleva ya dos años en este teatro funcionando, -yo me incorporé hace tres meses-, y sigue ahí, de manera discreta pero imparable. Y es un teatro que nos ha dado la posibilidad a muchos actores que estamos sin trabajo en esta ciudad a subirnos al escenario", comenta entusiasmado con la acogida de la gente hacia los dos montajes.

Eso sí, aunque encantado con sus personajes, "todos se disfrutan y se hacen con cariño", dice, Fidel Betancourt reconoce que le encantaría enfrentarse a personajes "actuales, contemporáneos, con los cuales pueda vivir cosas interesantes, cualquier personaje que tenga trama, que tenga historia, que tenga tiempo… que es lo que no suelen tener habitualmente". 

Hasta que ese personaje que le catapulte al gran público llegue, Fidel Betancourt seguirá subiéndose todos los jueves a las 20:30 horas y los domingos a las 18:00 horas para interpretar 'Los Miserables' mientras que los viernes y los sábados a las 20:00 horas (ambos días), seguirá siendo el galán de 'Cyrano de Bergerac'. Toda una oportunidad para disfrutar de este actor en ciernes cuya mejor interpretación está todavía por venir.

> En las imágenes, de arriba a abajo; Fidel Betancourt; el actor en 'Cyrano de Bergerac'; en la obra de teatro 'Stockman'; rodando la tv movie 'Maras'; y en 'Chamaco'.

Comentarios

Dice ser luzzescobar
2013-05-27 21:47:35
Fidel Betancourt: muy buen actor. un saludo desde cuba.

Dice ser Anónimo
2013-01-28 11:38:12
El titular me asquea..Ya sabmos que los españoles tambien van a latinoamerica consus actuaciones y que les contratan pero no creo que pongan en el titulas "Actriz de España triunfa en x pais " Esa manipulacion de que los cubanos trabajan en España me asquea.

 
Publicidad