Thursday, 17 August 2017 | 
LA VOZ LIBRE

UE-CUBA

Zapatero dice que la meta de la Presidencia era abrir nuevas vías de diálogo

Efe
Wednesday, 23 de June de 2010, 13:30

Madrid.- El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, ha asegurado que el objetivo de España este semestre no era cambiar la posición común hacia Cuba sino trabajar para que la isla rectificara su política en materia de derechos humanos y que la UE abriera nuevas vías de diálogo con el régimen.

Una condición "previa" para poder cambiar la posición común, ha replicado Zapatero a algunos representantes parlamentarios que, como el líder del PP, Mariano Rajoy, se han mostrado satisfechos por lo que han considerado "un fracaso, por fortuna" que el presidente no consiguiera modificar la estrategia europea hacia la isla.

Rajoy ha afirmado que la mayoría de los países europeos "no han visto los avances sensibles" que "sólo" ha apreciado el ministro de Asuntos Exteriores, Miguel Ángel Moratinos.

Pero según Zapatero, que ha intervenido en el Congreso para hacer balance de la Presidencia española, los resultados de las gestiones que ha hecho España en este sentido se verán y pueden ser "positivos".

La portavoz de UPyD, Rosa Díez, ha sido otra de las que se ha alegrado porque uno de los fracasos de Zapatero haya sido "un éxito" de los derechos humanos al no poder llevar a cabo su pretensión de que Europa iniciara un acercamiento a Cuba.

Josep Antoni Duran i Lleida, portavoz de CiU, tras subrayar que ha sido la "reticencia" de los países europeos lo que ha frustrado los objetivos de Zapatero en este sentido, le ha recriminado que la diplomacia vaticana esté logrando más resultados en la liberación de presos que las gestiones españolas.

En la revisión anual que los socios europeos hicieron la pasada semana, se acordó posponer a septiembre la decisión de mantener o no la posición común a la espera de los resultados que pueda dar el diálogo abierto entre la Iglesia cubana y el régimen castrista.

Los primeros resultados de esas conversaciones han sido la excarcelación de dos presos políticos enfermos, Darsi Ferrer y Ariel Sigler, y el traslado de otros doce a cárceles cercanas a sus provincias de origen.

 

Comentarios

 
 
 
enviar  imprimir  enviar 

La Voz Libre en tu correo



La Voz Libre on Facebook