LA VOZ LIBRE

PETRÓLEO-AIE

Menos tensión oferta-demanda en el horizonte de 2015, pero precios más altos, según la AIE

Efe
2010-06-23 14:48:00

París.- La tensión entre la oferta y la demanda de petróleo en el horizonte de mediados de esta década será menor de lo previsto hace un año, según la AIE, gracias a la explotación de nuevos yacimientos, pero eso no impedirá que el precio del barril se encarezca más de lo esperado.

En su informe anual de medio plazo publicado hoy, la Agencia Internacional de la Energía (AIE) calcula que el consumo de gas en los países de la Organización para la Cooperación y Desarrollo Económico (OCDE) sólo recuperará en 2012 el nivel de 2008 por la debilidad de la demanda y el peso influyente de las energías renovables, y más particularmente en Europa.

El principal cambio en las perspectivas del mercado petrolero respecto al informe de 2009 es una revisión al alza (en 300.000 barriles diarios) de la oferta en el horizonte de 2015, cuando llegará a 96,5 millones de barriles diarios frente a los 91 millones que supuso la producción del pasado año.

La demanda progresará a un ritmo del 1,4% anual, con una previsión de ritmo de crecimiento económico global del 4,5%, lo que llevaría a casi 92 millones de barriles diarios en 2015, según el escenario central de la AIE.

La expansión del consumo quedaría en el 1% anual (90 millones de barriles en 2015) en caso de un comportamiento económico menos favorable (a un ritmo de alza del 3%).

Paradójicamente, y aunque el margen excedentario de crudo a mediados de esta década será así más amplio de lo que la AIE calculaba hace un año, los mercados de futuros auguran un encarecimiento del barril de petróleo en términos nominales, desde los 77 dólares de este año a 86 dólares en 2015.

La explicación de la AIE es que hay una gran incertidumbre que pesa sobre los presupuestos de su escenario, primero porque implica un esfuerzo continuo y fuerte de inversión en nuevas capacidades, pero también transferencia de tecnologías a países en desarrollo, sobre todo para cumplir los objetivos de eficiencia energética.

Así, la producción de crudo va a subir pese a que cada año el agotamiento de los pozos en explotación va a suponer un recorte de 3,1 millones de barriles diarios, y a que las mejoras en la eficiencia energética van a significar una reducción en la intensidad del uso del petróleo de alrededor del 3,5%.

La explicación está en el lanzamiento de nuevos proyectos de explotación de yacimientos que no estaban programados en 2009, y que han llevado a los autores del estudio a elevar la capacidad de los países que no pertenecen a la OPEP hasta 52,5 millones de barriles diarios en 2015 (un millón de barriles suplementarios).

Un incremento que tiene que ver con las inversiones en nuevos campos en Latinoamérica, las arenas bituminosas canadienses y la región del mar Caspio, que compensarán el declive en el mar del Norte y en el golfo de México.

También va a crecer la capacidad de la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) hasta 36,8 millones de barriles diarios en 2015 (1,9 millones de barriles más que en 2009), sobre todo por la aportación de Irak (un millón de barriles diarios suplementarios).

Irak, y también Arabia Saudí, Angola y los Emiratos Árabes Unidos, compensarán además ampliamente el descenso de la producción augurada para Irán (680.000 barriles diarios menos en 2015 que en 2009) por la falta de inversiones debido en buena medida a su situación geopolítica.

En cuanto al mercado del gas, una de las principales noticias es el salto de la capacidad de producción de gas natural licuado (GNL) del 50% en el periodo 2009-2013, al mismo tiempo que se desarrolla la explotación de lo que se conoce como el "gas no convencional", que ya está trastocando el régimen de importaciones.

Todo eso en un momento en que la demanda de la OCDE, que cayó un 3,3% en 2009, se ha recuperado ligeramente en los últimos meses, pero sólo porque el invierno fue más frío de lo normal, con lo que es probable un nuevo descenso en 2011, y en 2013 el consumo en los países desarrollados sólo será un 2% inferior al del pico de 2008.

Gracias al gas no convencional, EEUU fue el pasado año el mayor productor de gas en el mundo (con 594.000 millones de metros cúbicos) en un contexto de caída de precios, mientras que China, con un consumo de 88.000 millones de metros cúbicos, se acercaba a las cifras del Reino Unido o Alemania -que probablemente superará en 2010- y los precios allí acaban de aumentar un 25%.

Comentarios

 
 
 

Economía

Javier Fernández

Javier Fernández

Periodista
Hagan sus apuestas. ¿Cuánto tardaremos en quebrar definitivamente las cuentas públicas? ¿Dos, tres, cuatro, cinco  [...]

Política

Enrique Arias Vega

Enrique Arias Vega

Periodista y economista
 En Berlín aún quedan ancianos -pocos, por fortuna- que un 13 de agosto de 1961 vieron desde la parte oriental de la ciudad  [...]

Política

Julia Navarro

Julia Navarro

Periodista y escritora
Es curiosa la casi indiferencia que ha producido el anuncio de ETA de que va a entregar las armas



La Voz Libre on Facebook