Síguenos en redes

¿Qué deseas buscar?

Ayuntamiento y oposición en Alcalá de Henares (Madrid) se reprochan el formato de la comisión de investigación

MADRID, 31 (EUROPA PRESS) El Gobierno municipal de Alcalá de Henares exige a la oposición que presente de inmediato las preguntas y deje de alargar "el circo en el que han convertido la comisión de investigación sobre contratos con Cofely y Waiter Music, empresas investigadas en la Operación Púnica. Por su parte, los grupos municipales (PSOE, IU y UPyD) de la oposición han reclamado mediante una proposición en el Pleno municipal que los ediles del Gobierno local comparezcan de manera presencial en el órgano y den respuestas orales a las preguntas y no por escrito. Además, exigen que las comparecencias deberán hacerse de manera pública, en sesiones abiertas a medios de comunicación y vecinos de Alcalá, tal y como son los Plenos Municipales. La portavoz del ejecutivo complutense, Marta Viñuelas, ha indicado que "los vecinos conocerán todas las respuestas en cuanto los partidos de la oposición presenten en la comisión de investigación las preguntas que quieren realizar, algo que les exigimos que cumplan cuanto antes". En un comunicado, detalla que el equipo de Gobierno municipal se reitera en lo manifestado ante la propia comisión de investigación convocada para analizar los contratos del Ayuntamiento de Alcalá con las empresas Cofely y Waiter Music. Además, ha querido "dejar claro que en Alcalá no hay corrupción, como ustedes mismos han reconocido en la Comisión, el Ayuntamiento está fuera de la denominada 'Trama Púnica' y ninguna instancia judicial o policial ha requerido documentación alguna". Por ello, Viñuelas le ha pedido a los partidos de la oposición en Alcalá que "dejen de jugar a desgastar al gobierno y de ensuciar la imagen de Alcalá de Henares y empiecen a trabajar de verdad por la ciudad". Por su parte, el portavoz municipal del PSOE, Javier Rodríguez Palacios, considera que "es una burla a los vecinos la actitud del alcalde de la localidad, Javier Bello, y de los integrantes del equipo de Gobierno, negándose a dar la cara y responder a las preguntas". Rodríguez Palacios ha asegurado que "el patrimonio de un político es su palabra, y el equipo de Gobierno ha demostrado que no la tiene y que no quiere dar explicaciones", recalcando que los socialistas exigen "luz y taquígrafos" en este punto. El Grupo Municipal Socialista en Alcalá recuerda que ha lanzado más de 700 preguntas a los técnicos municipales, y tiene preparadas 200 al alcalde, Javier Bello, esperando que tenga "la valentía de contestarlas en una Comisión pública y abierta a los vecinos".