Tuesday, 25 July 2017 | 
LA VOZ LIBRE

Un total de 170 alumnos

Alumnos de la Barceloneta llevan cuatro años en barracones

Europa Press
Wednesday, 16 de February de 2011, 14:24

BARCELONA, 16 (EUROPA PRESS)

La Asociación de Madres y Padres (Ampa) del CEIP Mediterrània de la Barceloneta, cuyos 170 alumnos llevan cuatro años en barracones, han reclamado al Ayuntamiento de Barcelona y a la Conselleria de Enseñanza de la Generalitat que pongan en marcha la construcción de un nuevo centro para atajar su situación de precariedad.

En declaraciones a Europa Press, la vicepresidenta de la Plataforma del CEIP Mediterrània, Carme Piera, ha explicado que el edificio que albergaba esta escuela fue derruido por problemas estructurales hace cuatro años y que el Distrito se comprometió a erigir un nuevo equipamiento en un plazo de dos años, aunque por ahora desconocen en qué punto se encuentra el proyecto del equipamiento.

"El Ayuntamiento afirma que se está trabajando en ello, pero la Generalitat dice que no", ha lamentado Piera, quien ha señalado que la cuestión trasciende la escuela y se ha convertido en una prioridad para el barrio, como prueba el apoyo de 14 entidades vecinales y de la sociedad civil de la Barceloneta.

En la misma línea, la Ampa ha acusado al Consistorio y a la Conselleria de "falta de transparencia y de compromiso firme", y ha señalado que los alumnos deben realizar las actividades de lectura en la Biblioteca de la Barceloneta; las actividades extraescolares, en el Centro Cívico, y las comidas, en una clase de la escuela Alexandre Galí.

Por todo ello, ha reclamado que se abra un presupuesto para la construcción "inmediata y prioritaria" del CEIP Mediterrània --"no costaría más de tres millones de euros", ha estimado Piera--, y ha exigido poder utilizar el solar donde estaba ubicado el anterior CEIP para usos escolares hasta que empiecen las obras.

Apoyan a la Ampa en sus reclamaciones la Asociación de Vecinos de la Barceloneta; la Federación de Asociaciones de Vecinos de Barcelona y la Asociación de Vecinos l'Òstia, entre otras entidades.

Precisamente este martes la concejal de Educación del Ayuntamiento, Montserrat Ballarín, pidió a la Generalitat que cumpla sus compromisos con los centros educativos, y se mostró preocupada ante las decisiones de la consellera de Enseñanza, Irene Rigau, en relación a la construcción de centros.

Ballarín requirió al Govern que garantice la continuidad de los proyectos planificados con la financiación necesaria de la nueva escuela del barrio Gótico, la escuela Fluvià y el instituto Pere IV, así como las obras en la escuela Mediterrània, los institutos Angeleta Ferrer, Viladomat, Vallcarca, Fabra i Coats, Fluvià y el instituto escuela dels Encants.

 

Comentarios

 
 
 
enviar  imprimir  enviar 

La Voz Libre en tu correo



La Voz Libre on Facebook