Síguenos en redes

¿Qué deseas buscar?

Varios heridos, entre ellos un fotoperiodista, a manos de las fuerzas de seguridad israelíes en Cisjordania

JERUSALÉN, 31 (EUROPA PRESS) Un total de cuatro personas, entre ellos un fotoperiodista, han resultado heridos y varias decenas más han sufrido intoxicaciones por inhalación de gas lacrimógeno a causa de la represión por parte de las fuerzas de seguridad israelíes de las manifestaciones semanales que se celebran los viernes en Cisjordania contra la ocupación por parte de Israel, según ha informado la agencia oficial de noticias palestina, WAFA. Las manifestaciones han tenido lugar en Nabi Saleh, Bilin, Nilin, y Qalandia, en Ramala; Al Masara, en Belén; Kufr Qaddoum, en Qalqiliya; y Kufr al Dik, en Salfit. En Nabi Saleh, donde los manifestantes se concentran cada viernes desde hace dos años y donde un palestino falleció hace unas semanas a causa del impacto directo en la cara de un bote de gas lacrimógeno disparado desde una distancia de pocos metros por un soldado israelí, un fotoperiodista y otros tres civiles han resultado heridos a causa del impacto de los botes de gas lacrimógeno y pelotas de goma disparados contra ellos. El fotoperiodista, Issam Rimawi, ha recibido el impacto del bote de gas lacrimógeno en una pierna, mientras que otro manifestante ha sido alcanzado en una mano. Los otros dos heridos han sido alcanzados por pelotas de goma. En total, nueve personas han sido detenidas, entre ellos dos miembros del movimiento de solidaridad internacional, según fuentes locales. El Ejército israelí ha cerrado el área para evitar que otros activistas lleguen a Nabi Saleh. Pocas horas antes habían realizado una redada y en la zona y habían detenido a varios activistas internacionales, que han sido trasladados a ubicaciones desconocidas. En Nilin y Bilin, varios manifestantes han sufrido intoxicación por la inhalación de gases lacrimógenos cuando intentaban llegar al muro que está construyendo el Ejército sobre terrenos privados palestinos para separar dichas poblaciones de los asentamientos israelíes cercanos. Al menos uno de ellos fue además alcanzado por una pelota de goma en el cuello. En Qalandia, donde las protestas comenzaron hace poco, coincidiendo con el inicio de las obras del muro en el lugar para separar la localidad de Jerusalén, decenas de personas han sufrido igualmente intoxicación por gases lacrimógenos. Los activistas han informado que soldados israelíes han realizado una redada en la localidad disparando gas lacrimógeno directamente dentro de las viviendas, provocando varios heridos.