LA VOZ LIBRE

"COFFEE PARTY"

Nace el "Coffee Party" en EE.UU. para competir con conservadores de "Tea Party"

Efe
2010-03-13 20:48:00

Washington.- EE.UU. tiene desde hoy un nuevo grupo de presión, después de que cientos de personas se reunieran en más de 400 cafeterías de todo el país para consolidar el "Coffee Party", un movimiento liberal que surgió de manera espontánea en Facebook para hacer competencia a los conservadores del "Tea Party".

El "Coffee Party" nace con un espíritu de cooperación y quiere dar voz a aquellos estadounidenses que con diferentes experiencias, edades, ideales políticos, incluso distanciados geográficamente, quieren contribuir en la política del país.

"Como votantes y voluntarios de base, vamos a apoyar a los líderes que trabajan en pro de soluciones positivas y responsabilizar a quienes se lo impiden", dicen a modo de declaración de intenciones en la página web.

La idea surgió en Internet pero hoy se hizo realidad cuando cientos de personas anónimas acudieron, sin saber muy bien con lo que se iban a encontrar, a alguno de los 400 establecimientos que se han ofrecido para acoger una de estas reuniones.

"Nos hemos reunido un grupo de gente fantástica, ha sido muy emocionante y hemos tenido un intercambio de ideas estupendo", dijo a Efe Jeannine Stepanian, miembro del "Coffee Party", tras participar en un encuentro en la cafetería-librería "Busboy & Poets" de la capital estadounidense.

Entre los temas que abordan se cuentan la participación de Estados Unidos en las guerras de Irak y Afganistán, la reforma de salud y "algunos pidieron que se tenga más en cuenta la voz de los ciudadanos, de la gente de a pie, que son los estadounidenses reales", señaló.

En el "Coffee Party" también hay voces críticas, pero considera que "el Gobierno federal no es el enemigo del pueblo, sino la expresión de la voluntad colectiva", por lo que animan a todos, sean del partido que sean, a participar en el proceso democrático dialogando y con un café en la mano.

Su fundadora, Annabel Park, directora de documentales de 41 años, harta del eco que los medios de comunicación daban a las posiciones conservadoras del grupo "Tea Party", propuso en su Facebook que se fundara un partido alternativo, del café, del batido o de lo que fuera.

"Empecemos un Coffee Party... un Batido Party; un Red Bull Party. Lo que sea menos té... ¿Qué tal un Cappuccino Party? Eso realmente les cabrearía porque suena muy elitista... Reunámonos y bebamos cappuccino y tengamos un verdadero diálogo político con sustancia y empatía", escribió.

La idea gustó a sus amigos y se expandió como la pólvora en internet donde en sólo seis semanas obtuvo 100.000 seguidores, la mayoría de ellos en los últimos quince días, después de que la iniciativa acaparó la atención de los medios.

Su fundadora asegura que el movimiento no está alineado con ningún partido político, aunque sus ideas van más en la línea demócrata y los conservadores recuerdan que Park participó como voluntaria en la campaña electoral de Barack Obama en 2008.

Park insiste en que su intención es aportar ideas constructivas a diferencia, según ella, del "Tea Party", que durante meses ha organizado manifestaciones en contra del Gobierno del presidente, Barack Obama, al que acusan de "socialista" por sus medidas para combatir la crisis y su propuesta de reforma sanitaria.

El grupo subraya que su fortaleza reside en su diversidad y creen que el discutir desde distintos puntos de vista "es la mejor manera de lograr el bien común".

En declaraciones a NPR, Park señaló que la jornada de hoy es un camino para poner en práctica la democracia y aseguró que pese a que el grupo se originara como una reacción a las acciones del grupo conservador no quiere que el "Coffee Party" sea visto como un grupo anti-"Tea Party".

Park señaló que los miembros del "Coffee Party" tampoco se sienten representados totalmente por el Gobierno federal y consideró que ambos grupos tienen mucho de que hablar. "Creo que es importante para nosotros conocer gente del 'Tea Party' y sentarnos a tomar un café o un té con ellos".

Los participantes del "Coffee Party" esperan volver a reunirse el próximo 27 de marzo y están planeando una convención nacional y una manifestación en Washington, igual que ha hecho el grupo conservador.

El "Tea Party", que también nació como una corriente espontánea, ganó visibilidad en abril del año pasado con la convocatoria de centenares de manifestaciones simultáneas en todo el país para protestar por el elevado gasto público por el que ha apostado la Casa Blanca para sacar al país de la crisis.

Su nombre hace referencia al motín que en 1773 llevaron a cabo los colonos americanos que, hartos de los impuestos del Gobierno británico, tiraron cargamentos de té en el puerto de Boston (Massachusetts), antecedente de la Guerra de Independencia.

De hecho, bromeó Park, "después de que se arrojara el té en el puerto, el Congreso Continental declaró el café la bebida nacional". "Ésa fue la solución al problema".

Comentarios

 
 
 

Economía

Javier Fernández

Javier Fernández

Periodista
Hagan sus apuestas. ¿Cuánto tardaremos en quebrar definitivamente las cuentas públicas? ¿Dos, tres, cuatro, cinco  [...]

Política

Enrique Arias Vega

Enrique Arias Vega

Periodista y economista
 En Berlín aún quedan ancianos -pocos, por fortuna- que un 13 de agosto de 1961 vieron desde la parte oriental de la ciudad  [...]

Política

Julia Navarro

Julia Navarro

Periodista y escritora
Es curiosa la casi indiferencia que ha producido el anuncio de ETA de que va a entregar las armas



La Voz Libre on Facebook