LA VOZ LIBRE

ALEMANIA-MUSEO

El museo Folkwang de Essen recupera su perdido "arte degenerado"

Efe
2010-03-18 15:37:00

Berlín.- El Museo Folkwang, conocido antes de la Segunda Guerra Mundial como "el museo más bello del mundo", inauguró hoy una exposición precisamente con ese título para recordar las más de 1.400 obras que el régimen nacionalsocialista confiscó de sus fondos por considerarlas "arte degenerado".

Una treintena de aquellas obras perdidas hace 70 años, y en muchos casos vendidas por los nazis en los mercados internacionales de arte, componen el núcleo de la exposición con piezas maestras de la pintura moderna, que han regresado a Essen desde los cuatro puntos cardinales.

Entre las obras que han retornado provisionalmente al que fuera su hogar hasta la depuración realizada por los nazis, se encuentra el cuadro "Improvisación", pintado por Vassily Kandisnki en 1912 y hoy propiedad del Museo Guggenheim de Nueva York.

Igualmente se expone la pintura expresionista "El llanto de los caballos" de Paul Marc, llegado desde Harvard, para sumarse a las 400 piezas que documentan el antiguo y nuevo esplendor del que fuera el primer museo de arte moderno de Alemania.

Con motivo de la capitalidad cultural europea que ostenta este año la región de la Cuenca del Ruhr, el museo Folkwang reabrió recientemente sus puertas convertido en un amplio espacio de módulos cúbicos, obra del arquitecto británico David Chipperfield, y tras recuperar buena parte de la colección incautada por Hitler.

Los cuadros de Claude Monet, Vincent van Gogh, Paul Cézanne, Paul Marc y Vassily Kandinsky volvieron al Folkgang en Essen (oeste de Alemania), en el nuevo museo en cuya construcción se han invertido 55 millones de euros, donados por la Fundación Alfred Krupp, en memoria de este poderoso industrial alemán.

Las obras de estos maestros del arte moderno, en su mayoría procedentes de la colección originaria Folkwang, se complementa con las de artistas contemporáneos como Mark Rothko, Barnett Newman y Gerhard Richter.

La construcción concebida por Chipperfield consiste en seis módulos de acero y cristal, rodeados por unos 23.000 metros cuadrados de zona verde y concebidos todos ellos como espacios de una planta, sin escaleras ni desniveles a modo de pequeñas aldeas comunicadas entre sí.

Chipperfield, ganador del concurso internacional de proyectos arquitectónicos convocado en 2006, optó por hacer derruir completamente el edificio levantado en los años 80 para albergar la colección del Folkwang, como ampliación del museo originario.

La existencia del museo y su colección de arte están marcadas por las sacudidas de la historia alemana del siglo XX, tanto por la acción del Tercer Reich contra el arte calificado de degenerado, como por la Segunda Guerra Mundial y la posguerra alemana.

Su fundación arranca de 1902, cuando el industrial renano Karl Ernst Osthaus creó un primer museo con su colección privada, en ese momento en la ciudad de Hagen (en la Cuenca del Ruhr, como Essen).

A su muerte, en 1921, la colección se trasladó a unas nuevas dependencias, ya en la vecina Essen, y siguió creciendo, entonces tutelada entre la administración municipal y el continuador de Osthaus, Ernst Gosebruch.

Para entonces se le conocía ya como el "museo más bello del mundo" por la rica colección de piezas acumulada, hasta que el Tercer Reich procedió a incautar unas 1.400 obras, que vendió a museos y colecciones de todo el mundo.

El edificio original quedó reducido a cenizas, con los bombardeos de 1945, a lo que siguió la construcción de un nuevo museo, en los años 60, y la ampliación de éste, en los 80.

A partir de ahí se empezó con la labor de recuperar las piezas que formaron la colección, para lo que se invirtieron tanto fondos públicos como privados, fruto de donaciones de la familia Krupp y otros industriales de esa región acerera y minera alemana.

En las últimas décadas se ha logrado recuperar unas 800 obras de la colección original, parte de las cuales quedaron expuestas en el edificio construido en los 60 o su ampliación.

Comentarios

 
 
 

Economía

Javier Fernández

Javier Fernández

Periodista
Hagan sus apuestas. ¿Cuánto tardaremos en quebrar definitivamente las cuentas públicas? ¿Dos, tres, cuatro, cinco  [...]

Política

Enrique Arias Vega

Enrique Arias Vega

Periodista y economista
 En Berlín aún quedan ancianos -pocos, por fortuna- que un 13 de agosto de 1961 vieron desde la parte oriental de la ciudad  [...]

Política

Julia Navarro

Julia Navarro

Periodista y escritora
Es curiosa la casi indiferencia que ha producido el anuncio de ETA de que va a entregar las armas



La Voz Libre on Facebook