LA VOZ LIBRE

LITERATURA-PERIODISMO

Los "Reportajes" de Magda Donato revelan el "periodismo vivido" de los años 30

Efe
2010-04-03 14:35:00

Sevilla.- Los "Reportajes", publicados ahora por primera vez en libro por Renacimiento, de Magda Donato, pseudónimo de Carmen Eva Nelken (Madrid, 1898-México, 1966), hermana de la escritora, política y protofeminista Margarita Nelken, revelan cómo en los años 30 ya existía el "periodismo vivido".

La propia Magda Donato llamaba reportajes "vividos" a aquellos en los que la periodista pasaba algún tiempo de incógnito en aquellos medios que pretendía luego describir, de modo que el reportaje que dedicó a describir cómo se vivía en un manicomio femenino se tituló "Un mes entre las locas" porque ella misma se mezcló con las internas.

Otros reportajes de Magda Donato se titularon "Cómo se vive en un albergue de mendigas, "Cómo se vive en el Puente de Vallecas" o "La vida en la cárcel de mujeres", ya que Magda Donato, antes de escribir sobre experiencias humanas problemáticas entraba en contacto con ellas y las "vivía", del mismo modo que procedía con los ambientes marginales de los que se ocupaba en sus trabajos periodísticos.

"Con los cómicos de la legua", "En la maternidad", "Una mujer en busca de trabajo" son otros títulos agrupados en este volumen que, como la mayoría de los que publicó en la prensa de su época, se dedican a temas relacionados con la dimensión social de la vida de las mujeres en los años veinte y treinta.

Según los editores de estos "Reportajes", su autora conjuga en estos escritos su compromiso republicano, su sensibilidad literaria y su concepción moderna del periodismo, desde "la fe en la posibilidad del periodismo de incidir en la realidad para mejorarla", desde su feminismo y su vocación literaria.

Los reportajes agrupados en este volumen abarcan casi todo el periodo republicano, de modo que el último de ellos, sobre las condiciones de vida de los más desfavorecidos en el Puente de Vallecas, salió en la prensa del día 19 de julio de 1936.

"Reportajes" cuenta con un estudio crítico de la profesora de Literatura española de la Universidad de Bérgamo Margherita Bernard, quien califica de sorprendente la actividad periodística de Magda Donato, quien entre 1917 y 1936 trazó una carrera periodística "de elevada calidad" y comprometida con los problemas de una sociedad en transformación.

Carmen Eva Nelken, cuyo pseudónimo literario fue Magda Donato, se dedicó desde muy joven al periodismo y al teatro, además de escribir relatos para un público adulto e infantil con su compañero, el dibujante y escenógrafo Salvador Bartolozzi, junto a quien se exilió en México en 1939 y donde destacó como actriz de teatro, cine y televisión.

En sus publicaciones y textos teatrales para niños junto a Salvador Bartolozzi cosechó un extraordinario éxito, como fue el caso de "Las aventuras de Pipo y Pipa", que se convirtieron en un 'best-seller" de la época.

Nacidas en el seno de una rica familia judía de comerciantes --el padre era dueño de una importante joyería de la Puerta del Sol--, las hermanas Nelken recibieron educación superior, con pautas más modernas que las que tenían por costumbre las jovencitas de la España de principios de siglo, además hablaban perfectamente varios idiomas, viajaban con frecuencia al extranjero y tuvieron acceso a una cultura cosmopolita.

Magda Donato ejerció el periodismo desde muy joven y con apenas 19 años se hizo cargo de una sección en "El Imparcial", el diario de la familia Gasset, y aunque empezó escribiendo de frivolidades y temas entonces considerados femeninos, fue inclinándose hacia los asuntos sociales, como los de estos "Reportajes", y a textos humorísticos.

Junto a Bartolozzi, Magda Donato frecuentó a autores interesados por el lenguaje humorístico, como Arniches, Muñoz Seca, Jardiel Poncela y Ramón Gómez de la Serna, mientras que de su talento humorístico ya dio cuenta en un artículo publicado en 1921 Cipriano de Rivas Cherif.

Comentarios

 
Publicidad