Síguenos en redes

¿Qué deseas buscar?

RECURSO AL TS POR EL DESPIDO DE ANNA TARRÉS

Carpena asegura que no pueden permitir que "se siga intentando erosionar la buena imagen pública" de la RFEN

MADRID, 30 (EUROPA PRESS) El presidente de la Real Federación Española de Natación (RFEN), Fernando Carpena, aseguró este lunes que han presentado el recurso de casación ante el Tribunal Supremo contra la reciente sentencia del Tribunal Superior de Justicia de Cataluña en relación al despido de la exseleccionadora de sincronizada Anna Tarrés porque no pueden permitir que "se siga intentando erosionar la buena imagen pública" de su organismo y para que influya en su "política externa". Carpena, acompañado del gerente Eugenio Bermúdez, y de la asesora legal Lola Sáez compareció esta lunes para explicar las razones que les han llevado a interponer dicho recurso ante la sentencia del TSJC, que desestimaba el presentado por la federación contra la dictada en primera instancia por el juzgado de lo social de Terrassa, que declaraba nulo el despido disciplinario de Tarrés de diciembre de 2012 y una indemnización de más de 300.000 euros. "La RFEN no puede permitir que se siga intentando erosionar su buena imagen pública. En primer lugar, y más importante, por el compromiso y respeto contraído hacia todos los que la integran: deportistas, técnicos, directivos, clubes, federaciones autonómicas. Y segundo, porque puede influir en nuestra política externa, con un posible menoscabo final para el conjunto de las especialidades tuteladas por la RFEN", aseveró Carpena en declaraciones facilitadas por la RFEN. El dirigente recordó "como antecedente inmediato" que esta sentencia derivaba de una demanda interpuesta por la técnico catalana contra su organismo "por entender que la relación laboral que la unía a la RFEN era de carácter indefinido y que por tanto entendía que el despido era nulo o improcedente y, por tanto, solicitaba su readmisión o, en su caso, indemnización". "El juzgado de lo social de Terrassa, con fecha 30 de mayo de 2013 dictó sentencia a favor de la demandante y la RFEN no estuvo de acuerdo con la sentencia y recurrió al TSJC, que acaba de dictar sentencia favorable sólo en parte a la demandada, con fecha de 4 de diciembre. La RFEN tampoco está de acuerdo con esta sentencia y por ello ha decidido presentar recurso de casación, para unificar doctrina, ante el Tribunal Supremo", añadió al respecto. Además, como ya anunció el pasado viernes la RFEN en un comunicado, Fernando Carpena reiteró que la RFEN contrastó en su día prácticas "extradeportivas e inaceptables" de Anna Tarrés, recalcando que algunas de las integrantes del equipo de natación sincronizada, "que así lo declararon en sede judicial", fueron "presionadas" por la exseleccionadora "para firmar un contrato con una agencia de patrocinio, hecho este reconocido por el juzgado de lo social de Terrassa en el hecho undécimo de la sentencia". "El equipo directivo de la RFEN tuvo conocimiento del contrato de patrocinio y, una vez contrastada esta información y verificada su autenticidad, tomó la decisión de despedirla por 'motivos disciplinarios' y en absoluto por motivos deportivos, como ella dio a entender en sus apariciones mediáticas de hace un año", sentenció el presidente federativo.