LA VOZ LIBRE

El coste de la participación de España en la misión de la OTAN en Afganistán asciende a 1.500 millones

Europa Press
2010-08-04 15:01:04
Defensa reconoce que la misión en Afganistán es la "más arriesgada" y que la violencia aumentó en 2009 El coste de la participación de España en la Fuerza Internacional de Asistencia a la Seguridad afgana (ISAF) que dirige la OTAN en el país centroasiático asciende a un total de 1.500 millones de euros desde finales de 2002, cuando se desplegaron los primeros efectivos españoles. Sólo el coste de la misión en 2009 ascendió a unos 365 millones de euros, según datos a los que ha tenido acceso Europa Press y que Defensa ha facilitado en respuesta a varias preguntas parlamentarias del diputado 'popular' Ignacio Cosidó, quien, entre otras cuestiones, solició al Gobierno conocer el coste de la misión española en Afganistán, así como sus previsiones de gasto para 2010, dato que no adelantó Defensa. El Gobierno reconoce que la misión en Afganistán "es la más dura, compleja y arriesgada" en la que ha participado España en el exterior y admite que la violencia en Afganistán ha crecido en 2009, "tanto en forma de atentados terroristas indiscriminados, como de acciones de hostigamiento de diversa índole", así como por la presencia de "grupos criminales" vinculados al narcotráfico o al bandolerismo y la extorsión, aunque deja claro que "en la región donde se encuentran las tropas españolas ese incremento fue mucho menor". España tiene desplegados actualmente en Afgnanistán un total de 1.470 efectivos en el marco de la ISAF, sin contar con los 132 ingenieros militares que están terminando de construir la nueva base española en Qala-i-Now, capital provincial de Badghis, en el oeste del país, y que regresarán a España una vez terminen la base. El contingente español está desplegado principalmente en Qala-i-Now (875 militares); en Herat (353 efectivos), capital de la provincia del mismo nombre, también ubicada en el oeste del país, donde el Gobierno cuenta con una Base de Apoyo Avanzado, y tiene otros 38 efectivos en el cuartel general de ISAF en Kabul. El Departamento que dirige Carme Chacón deja claro que "el cometido fundamental del contingente desplegado en Afganistán es proporcionar seguridad en apoyo de las autoridades del país", algo que "implica garantizar la libertad de tránsito en las principales vías de comunicación" del país e insiste en que las reglas de enfrentamiento "son comunes a los 42 países" que participan en ISAF. España mantiene en la actualidad dos puestos avanzados en las localidades de Muqr y Sang Atesh, ambas en el norte de Badghis, donde está contribuyendo a garantizar, en cooperación con tropas afganas y estadounidenses, la libertad de movimiento en la zona, con una fuerte presencia de insurgentes. "El grado de solidaridad, así como las actividades del contigente español con los aliados permiten el cumplimiento de los cometidos propios del contingente y del resto de los países aliados dentro del marco de la operación de ISAF", ha precisado el Ministerio de Defensa, en respuesta a otra pregunta concreta del diputador 'popular', sobre el grado de solidaridad del contingente español con el resto de aliados. Parte del contingente español desplegado en Afganistán contribuye en la actualidad a garantizar la seguridad entre las localidades de Sang Atesh y Magan, donde se está reconstruyendo un tramo de la ruta 'Lithium' en Qala-i-Now. Se trata de uno de los tramos más peligrosos en la zona por la presencia de milicianos talibán y donde, según confirma el Ministerio de Defensa, también "se han producido mayor número de accidentes debido a las malas condiciones en las que se encuentra" esta ruta estratégica para el abastecimiento de tropas aliadas en el norte de Bagdhis al permitir cruzar de norte a sur la provincia. En las cercanías de San Atesh pereció el pasado mes de febrero el soldado colombiano integrado en el contingente español John Felipe Romero Meneses, de 21 años, cuando estalló una mina anticarro mientras un convoy español escoltaba una caravana del Programa Mundial de Alimentos de la ONU por el paso de Sang Atesh. Dicha explosión dejó además otros seis heridos del contingente español. El Gobierno asegura que "continúa trabajando" con el objetivo de "poner los mejores medios para reforzar las condiciones de seguridad del contingente español", un objetivo que constituye "una auténtica prioridad", recordando que en la actualidad "todos los militares" españoles realizan sobre el terreno "misiones en los nuevos blindados Lince y RG-31", que ofrecen una mayor protección antiminas que los anteriores BMR y que también se recaba información de Inteligencia para mejorar la seguridad de las tropas a través de los aviones no tripulados (UAV). MAYOR IMPLICACIÓN EN FORMACIÓN Por otra parte, Defensa confía en que gracias al refuerzo de efectivos comprometidos por el Gobierno para Afganistán y aprobado por el Parlamento nacional en febrero de 2010 --511 militares y 40 guardias civiles-- "permitirá que España se implique más en la formación y adiestramiento" de las fuerzas de seguridad afganas. "Con este incremento de medios y efectivos, España en el año 2010 va a formar a 2.000 militares del Ejército afgano", ha confirmado el Ministerio de Defensa en su respuesta parlamentaria. A fecha de hoy, el Ejército Nacional afgano cuenta con cerca de 119.390 efectivos y el objetivo de los aliados es aumentar el contingente hasta 134.000 en octubre de 2010 y a los 171.600 militares para octubre de 2011. Actualmente ya hay desplegados 143 equipos de instrucción y enlace para el Ejército, 76 de ellos estadounidenses y dos españoles, y se espera que en los próximos meses se desplieguen otros 25 equipos en todo Afganistán. Sin embargo, todavía hacen falta 12 equipos más sólo para alcanzar el objetivo de efectivos en 2010 y la OTAN todavía analiza cuántos más necesitará para aumentar los efectivos por encima de los 170.000. Por su parte, el cuerpo de Policía Nacional afgana cuenta en la actualidad con 104.459 efectivos y se están formando a otros 7.116, según datos de la OTAN de mayo. El objetivo es llegar a los 109.000 efectivos afganos en octubre de 2010 y hasta los 134.000 efectivos en octubre de 2011. La estrategia aliada en Afganistán "se fundamenta en cuatro ejes principales: seguridad, reconstrucción, gobernabilidad y cooperación regional" y su "único objetivo" es garantizar, a través de un proceso de afganización, que "Afganistán pueda, cuanto antes, valerse por sí mismo para que sean los propios afganos los que pueda hacerse cargo de su propio destino". Los mandos de ISAF ya han elaborado un estudio de los 411 distritos del país centroasiático con el objetivo de "diseñar una actuación acorde" y "priorizar el esfuerzo necesario" aliado de los distintos ejes de la estrategia en "cada uno de ellos" y poder así avanzar en la transferencia del control. Se espera que los aliados aprueben el plan de transición de la seguridad, para devolver a los afganos la responsabilidad sobre el terreno, en la próxima Cumbre de la OTAN en otoño en Lisboa.

Comentarios

 
 
 

Economía

Javier Fernández

Javier Fernández

Periodista
Hagan sus apuestas. ¿Cuánto tardaremos en quebrar definitivamente las cuentas públicas? ¿Dos, tres, cuatro, cinco  [...]

Política

Enrique Arias Vega

Enrique Arias Vega

Periodista y economista
 En Berlín aún quedan ancianos -pocos, por fortuna- que un 13 de agosto de 1961 vieron desde la parte oriental de la ciudad  [...]

Política

Julia Navarro

Julia Navarro

Periodista y escritora
Es curiosa la casi indiferencia que ha producido el anuncio de ETA de que va a entregar las armas



La Voz Libre on Facebook