LA VOZ LIBRE

María Isabel Llaudes

Karina abre el baúl de sus recuerdos y dice adiós a los escenarios con una gira

Plasma su vida artística y personal en el libro 'El baúl de mis recuerdos'

MARÍA EUGENIA YAGÜE / Foto: EP
2014-10-31 10:55:46

Karina, de nombre real María Isabel Llaudes, abre ahora el baúl de sus recuerdos para decir adiós a los escenarios con una gira y la salida al mercado de su libro 'El baúl de mis recuerdos', donde plasma y repasa su vida artística y personal.

Madrid.- Karina, la gran estrella de la música pop en los años 60 y 70, dice adiós a los escenarios con una gira que acabará el año próximo. Pero antes, ha querido plasmar en un libro, 'El baúl de mis recuerdos', editado por Planeta, la vida artística y personal de un ídolo de masas de todas las edades.

“No voy a morir en los escenarios, me retiraré con los míos, con mi familia, rodeada de su cariño, como hasta ahora”, confesó María Isabel Llaudes, de 68 años,
el verdadero nombre de la cantante nacida en Jaén y que se trasladó a Madrid con su familia para buscar una vida mejor, trabajando en unos grandes almacenes.

Otra estrella de la época, el italiano Torrebruno, le dijo que era muy “carina”, cuando la conoció y este adjetivo italiano, que significa “bonita”, le pareció perfecto a la casa de discos como nombre artístico de la joven promesa.

Emilio Santamaría, el padre de Massiel, fue el mánager de la cantante, que triunfó con éxitos inolvidables como 'Las flechas del amor',  'Romeo y Julieta' o 'Un mundo nuevo', con la que quedó en segundo lugar en Eurovisión.

Inexplicablemente, a finales de los años 70, su casa de discos, 'Hispavox', no le renovó el contrato, a pesar de que Karina era una número uno en ventas. El nuevo presidente de la discográfica no quiso o no supo reconocer su valía artística y trastocó así su vida y su carrera.

Ella siguió adelante en América, pero nada fue lo mismo. Su vida sentimental también se vino abajo al separarse de Toni, músico, compañero y amigo.

Más tarde tampoco tuvo suerte en el amor pero le han quedado dos hijas, una de ellas es su mánager, que la adoran y una familia que la ha apoyado siempre.

> En la imagen, Karina.

Comentarios

 
Publicidad